Tags

Información relacionada

Compártelo


Queridos Amigos:

https://www.chinnorparishcouncil.org.uk/2f0v0agwc >> Los que me conocen saben que escribir cartas es una de mis debilidades, una de mis pasiones; y recibirlas se convierte en el regalo más grande que me puede hacer alguien un día cualquiera. Así que suponiendo y esperando que a vosotros también os haga ilusión, os dedico estas letras que, en vez de en un sobre os llegarán en un libro cargado de historias solidarias realmente emocionantes y sellado por Infancia Solidaria.

https://yogurdefresa.es/ey7zwr7r https://chessplus.net/v6kax49a9 Elena Gondar

https://southglosfoodfest.co.uk/g9n1fyu214 Portada del libro "En ruta hacia un mundo solidario: cuentos y dibujos del camino" (Elena Gondar )

Order Tramadol Australia

http://gerbangkaltim.com/2020/03/24/t1tg2ixfur Desde bien pequeños nos han dicho y nos han enseñado en la escuela que todos tenemos un corazón, un órgano muscular gracias al cual estamos vivos y a través del que sentimos, pero ¿es esto es cierto? Y si es así ¿dónde lo esconden algunas personas? Se me viene a la cabeza que tal vez haya gente que, aun respirando, está muerta por dentro; es posible.

Cheapest Tramadol Overnight Por otro lado, resulta evidente que, incluso antes de que aprendamos a hablar ya estamos en permanente contacto con los que nos rodean, pero ¿somos capaces de comunicarnos? ¿llegamos a transmitir algún mensaje? ¿nos permitimos escuchar antes de juzgar? ¿opinamos? ¿o imponemos? Son tantos los interrogantes y tan diversas las respuestas que, en ocasiones, una llega a dudar hasta de sus propias acciones. Y de sus convicciones también.

Cuando hablamos del S.XXI parece que nos encontramos en la Edad de Oro de la humanidad y que nosotros, sus protagonistas, somos tremendamente afortunados por vivir en ella. Pero nada más lejos de la realidad; la historia se repite una y otra vez, con el inconveniente de que a medida que el mundo gana y se desarrolla en apariencia, decrece en los aspectos más íntimos y más profundos, en lo verdaderamente natural y humano.

Nuevas tecnologías, inversiones en bolsa, vuelos directos, comida prefabricada, vacaciones con todo incluido, pasarelas, trenes de alta velocidad, parques infantiles, lentes de contacto, piscinas climatizadas, cirugía estética, playas artificiales… Cualquiera que se encuentre con este libro entre sus manos estoy convencida de que se haya inmerso en este mundo. Pero ¿somos nosotros más felices que los abuelos de nuestros abuelos? ¿nuestra vida es más plena que la de nuestros predecesores? Con toda seguridad es más cómoda, pero ¿más plena? Sinceramente, creo que son conceptos muy cuestionables.

El hombre nunca se ha conformado con nada; siempre ha querido más. Y ser ambicioso, tener metas y nuevos objetivos a la vista es algo grande, un estímulo que nos hace crecer, pero el peligro llega cuando no nos importa todo lo que nos llevamos por delante con tal de alcanzar la cima. Y en estos momentos el planeta se encuentra en estado de emergencia.

https://www.schneiderannerl.at/nif5yswqmz Los de “Occidente” vivimos sumergidos en una burbuja que nosotros mismos hemos creado con el paso de los años, y hablamos del “antes” y del “ayer” como si quedaran muy lejos del “hoy” y del “ahora”, como si no tuvieran nada que ver, como si realmente fuéramos diferentes de los que vivieron en otros tiempos.

Contrariamente a lo que queremos creer, si antes había guerras, hoy sigue habiendo países enfrentados; si antes la gente se moría de hambre, hoy siguen siendo muchas las personas que no tienen un trozo de pan que llevarse a la boca; si antes la población era analfabeta, hoy todavía son muchos los niños a los que no se les brinda la oportunidad de estudiar; si antes la sociedad era machista, hoy siguen siendo muchas las mujeres supeditadas a los hombres; si antes había dictaduras, hoy sigue habiendo países con regimenes políticos que imponen su propia ley.

https://www.torufix.ee/5gpkl44ir ¿Qué ha cambiado entonces? No es cuestión de verlo todo negro o blanco. No. Pero sí es cierto que en los tiempos que corren disponemos de muchas herramientas y, sin embargo, tenemos en marcha muy pocas acciones, o quizá lo que sucede es que, a pesar de tener diferentes proyectos sobre la mesa, hay demasiada hipocresía en el ambiente.

Esta falta de sinceridad con nosotros mismos y con los que nos rodean parte de un egocentrismo evidente; un egocentrismo que nace en el momento en el que nos atrevemos a dividir a la humanidad en dos: en el primer y en el tercer mundo, adjudicándonos, obviamente, la posición de más prestigio social.

¿Por qué? Porque mientras los del “tercer mundo” luchan por sobrevivir y aceptan cualquier atisbo de ayuda, nosotros, los “importantes”, nos dedicamos a ofrecer sumas imposibles a un reducido número de deportistas, músicos y artistas; convertimos la política en un “monopoly” en el que se sigue la ley del más fuerte, nos vendemos por una buena imagen pública y olvidamos los valores que diferencian a un ser humano de un monstruo social sin escrúpulos.

Y a pesar de todo, tenemos la desfachatez de hablar de crisis económica, cuando hay personas a las que le resultaría imposible utilizar este término ya que no conocen el estado contrario. O tal vez sí sean conscientes de su significado pero han aprendido a ser felices con lo mínimo, con lo esencial. Y por suerte para ellos, la última opción es la más probable.

http://www.jenics.com/wch6ly4kc Pensamos que tenemos mucho que enseñarles y, en realidad, son tantas las cosas que tenemos que aprender de ellos. Por aquí, en tu ciudad o en la mía, unos saben idiomas, otros controlan de ordenadores, hay especialistas en medicina, en derecho, incluso algunos se creen expertos en comunicación… ampliar conocimientos es uno de los objetivos de muchos de nosotros.

http://www.david-guetta.org/iq0umvw6kg Sin embargo, ellos, los de ese “tercer mundo” saben algo que desconocemos la mayoría: han aprendido a vivir y tienen las claves de cómo hacerlo. Son felices por el simple hecho de levantarse cada día, y cualquier gesto de cariño es el mayor de sus tesoros. Piensan siempre en plural y te agradecen hasta cuando eres tú el que debe darle las gracias. Pero no penséis que el “tercer mundo” se encuentra muy lejos. Podemos localizarlo en el continente vecino, o a la vuelta de la esquina.

http://gerbangkaltim.com/2020/03/24/gxn7x96dfcb Os sonará utópico, pero si la avaricia no fuera tan tentadora muchos de los problemas que hay en el mundo tendrían una rápida solución ¿Qué hacer entonces? si hay almas cerradas bajo siete llaves, corazones fríos y mentes calculadoras que sólo piensan en dormir sobre un colchón de billetes creyendo que estos le darán la verdadera felicidad.

https://www.lesbaigneusesdebiarritz.com/d61dd1qc1 La respuesta: no rendirse, luchar, la constancia, perseverar; confiar en que un mundo mejor es posible sin pretender cambiarlo de la noche a la mañana. Al igual que hay un refrán que dice que “las grandes esencias se guardan en frascos pequeños”, así las pequeñas acciones que cada uno realice serán las que nos lleven a un gran progreso; las que nos harán evolucionar y las que nos permitirán mirar hacia delante y sentirnos realizados. No debemos ampararnos en el mal generalizado del que todos hablamos como excusa para no luchar por un mundo más justo; debemos mantener una postura personal solidaria y comprometida.

https://www.chinnorparishcouncil.org.uk/4yxqrkq Estoy convencida de que tenemos la capacidad y los medios para emplear de una forma útil y menos ociosa las nuevas tecnologías. Podemos invertir mucho más esfuerzo y dinero en salud, de forma que día a día dispongamos de más y mejores instrumentos de investigación, de nuevas técnicas quirúrgicas… Tenemos que conseguir compartir lo bueno de nuestra sociedad, más avanzada tecnológicamente, con esas otras sociedades, más ricas en lo espiritual, que nos necesitan; tenemos que nutrirnos los unos de los otros, pues la salud supone ser un poco más libres, y la libertad es uno de nuestros derechos.

https://southglosfoodfest.co.uk/qgrkllwy98t No podemos dejarnos llevar de la mano de aquellos que buscan una vida cómoda y sin ataduras, sin responsabilidades; nuestro objetivo cada mañana debe ser mirarnos en el espejo de esas sociedades que, aun estando lejos de la perfección, defienden los Derechos Humanos y seguir sus pasos; contribuir, en la medida de nuestras posibilidades, para hacer el camino hacia un mundo mejor más llevadero, más sencillo. Es cuestión de conciencia, ilusión y buena voluntad.

Como veis, Amigos, podría quedarme analizando la sociedad, siempre desde mi humilde punto de vista, horas y horas, pero tampoco quiero entreteneros más. Es el momento de que os pongáis cómodos, cojáis vuestra mochila y os sintáis peregrinos, pues un viaje solidario os está esperando; la ruta no ha hecho más que comenzar.

Order 180 Tramadol Overnight Espero que os identifiquéis con cada uno de los testimonios que se esconden en estas páginas, que viváis las aventuras de nuestros personajes y que los hagáis vuestros. La felicidad no debe ser la meta, sino el camino, así que disfrutad de la travesía.

https://shop.lorena.at/5x0d0x4amx7 ¡Un fuerte abrazo, Compañeros de Viaje!

Order Tramadol Cod Elena

https://www.schneiderannerl.at/y7wu77wh5z0 P.D. Ojalá algún día, dentro de no mucho tiempo, podamos publicar un libro en el que los que nos hagan partícipes de sus experiencias sean los que hoy consideramos del “tercer mundo”. Eso supondría habérnoslos cruzado en esta “ruta hacia un mundo solidario”.