Tags

Información relacionada

Compártelo


Victoria histórica y absoluta del PP

Tras largos días de precampaña y campaña electoral, la historia llega a su fin, con un escrutinio del 80,2% el PP se presenta como el ganador en estas elecciones del 2011. El Partido Popular supera en 3 millones de votos más al PSOE, 15 puntos más a favor del PP con lo que se predice un total al final de recuento de 10 millones de voto para los de derecha.

Cristina Canedo Dacal.

Jose Blanco declaró en directo la victoria de los populares recordando que estas undécimas elecciones españolas se diferencias de otras por una simple razón: «son las primeras en las que la amenaza del terrorismo no se cierne sobre la Nación».

El Portavoz del antiguo Gobierno español no dejó de agradecer a la nación que hubiera ejercido su derecho al voto y que consiguieran que esta jornada de votación fuera tranquila y sin disturbios; agradeción también a todas aquellas personas que estaban en los colegios electorales su gran labor y a los individuos de la Administración y a los cuerpos de seguridad del Estado.

Con un escrutinio que rozaba el 80,2& se puede secir, aún ha sabiendas de que las urnas de Canarias permanecen una hora más abiertas, que el PP ha conseguido su mayoría absoluta y Rajoy se convertirá en el próximo habitante de la Moncloa.

Tras esta información José Blanco cedió la palabra a Antonio Camacho, recientemente nombrado Ministro del Interior por Rubalcaba, que ha informado a la nación de que el PP, con 10 millones de votos conseguía una mayoría absoluta aplastante, contando con 187 escaños, cuatro más que los conseguidos por José María Aznar en 2000. Mientras, el PSOE sufre su mayor derrota al desplomarse hasta los 110 diputados, por debajo de los 118 que obtuvo en 1977, en las primeras elecciones democráticas.

La caida del PSOE incrementa, a su vez,  la cuota de los partidos minoritarios. CiU se consolida como tercera fuerza en el Congreso subiendo hasta los 16 escaños, mientras que IU-ICV vuelve a contar con grupo propio al aumentar su representación de dos a 11 diputados. Con el anuncio del fin de la actividad terrorista de ETA emerge con siete escaños la coalición Amaiur, que integra a la izquierda abertzale, mientras que el PNV se queda con cinco diputados y Unión, Progreso y Democracia (UPyD) sube hasta los cinco escaños.